Irresistibles minicactus

Imprimir Imprimir  |  Enviar Enviar  | 

Irresistibles minicactus

Por su diversidad de formas y tonalidades, los cactus de pequeño tamaño se prestan a combinaciones muy divertidas, de lo más decorativas y sobre todo duraderas. Con buscarles un lugar luminoso y evitar saturarlos de agua, tienen suficiente; apenas se riegan, no exigen grandes cuidados y pueden acompañarte toda la vida. Este año son La Planta protagonista de agosto de la Oficina Holandesa de Flores

Aprovecha que las raíces de los minicactus no profundizan demasiado y por lo tanto no necesitan gran cantidad de sustrato para plantarlos en soportes originales: boles, terrarios, ensaladeras… de distintos materiales, colores, formas y diseños. Recuerda que un solo cactus sabe a poco. Disponlos en grupos y ¡dispara tu imaginación!

 

Mínimos cuidados

• Luz: Es esencial que gocen de mucha luz, caso contrario se ahilarán y perderán la forma. Necesitan un ambiente muy luminoso, preferiblemente junto a una cristalera. En primavera se pueden llevar al aire libre, pero fuera del sol.

• Ambiente: Soportan perfectamente las temperaturas habituales del interior de una vivienda u oficina, y toleran los ambientes secos, a excepción de las especies de origen tropical, como los Rhipsalis y cactus de Navidad (Shlumbergera), que precisan una atmósfera húmeda.

• Riego: Están naturalmente adaptados para reservar agua en sus tejidos, de modo que soportan la sequía, lo cual no quiere decir que no necesiten agua. Eso sí, deben regarse poco, dejando que el sustrato se seque entremedias. Un suelo encharcado o el exceso de riego resultan letales, sobre todo en invierno. Como referencia: durante el verano se deberían regar cada 10 días; en primavera y otoño más espaciadamente, y en invierno prácticamente nada, aunque todo depende del efecto de la calefacción. También se ha de valorar la cantidad y el tamaño de los ejemplares, el espesor del sustrato y la profundidad del tiesto.

• Abono: Conviene aportarles un fertilizante específico para cactus una vez al mes durante el periodo vegetativo, de marzo a octubre.

• Trasplante: Los cactus que viven en maceta deben ser trasplantados cada varios años. Utiliza un sustrato específico para cactáceas.


Más información:

Cactus: a falta de agua, mucha belleza, Verde es Vida nº64, página 28 (ver en la web).

Los minicactus van de maravilla en tiestos de líneas sencillas y colores puros. Copyright: Oficina Holandesa de Flores

En tiestos de cristal

En tiestos de cristal

Las posibilidades decorativas de las colecciones de minicactus ganan con una buena selección de los recipientes. En esta foto, de cristal con ribete de color.
Foto: Oficina Holandesa de Flores

Reportaje completo

nº 79 >>
página 37

verdeesvida nº 79