15 claves para poner al día tu ‘salón verde’ (1ª parte)

Imprimir Imprimir  |  Enviar Enviar  | 

15 claves para poner al día tu ‘salón verde’ (1ª parte)

Todo parece inspirado por la sensibilidad y a la vez por la sensatez. En estos últimos años, la pasión por las plantas, ¡y sobre todo el huerto!, no ha hecho más que aumentar de la mano de una mayor conciencia del valor de lo natural, del respeto por el medio ambiente, pero también de la búsqueda de confort en casa sacándole mucho más partido a los espacios verdes. Aprovecha estos meses de receso jardinero para pensar cómo actualizar tu jardín o tu terraza y convertirlos en verdaderos salones para hacer vida la mayor parte del año. Aquí te contamos hacia dónde apunta esta juiciosa revolución verde.

1. Huerto y jardín son todo uno

El boom del huerto urbano no conoce límites: de los bancales en un lugar acotado ha pasado a los contenedores portátiles —bolsas, cajones, mesas de cultivo, incluso jardines verticales hechos de pequeños recipientes—, a cada cual más cómodo de usar y atractivo de ver. La última vuelta de tuerca de esta tendencia que persigue el placer de cultivar (y cocinar) las propias hortalizas, es explotar las cualidades estéticas de algunas plantas típicas del huerto —tomateras, fresales, verduras de hoja, plantas aromáticas—, e incluso de pequeños frutales de pie o en espaldera, e introducirlos en el propio jardín entre las plantas ornamentales. Tiestos y contenedores son de gran ayuda para renovar fácilmente las plantaciones, trasladarlas y acotar las tendencias expansionistas de algunas especies. Busca más información en la sección Huerto de esta web.

 

2. ¡Los jardines verticales se instalan en casa!

Ver columna de la derecha.

 

3. Sostenibilidad ante todo

Es puro sentido común: si las especies del jardín se escogen por su capacidad adaptativa al medio, todo resultará más fácil y placentero. El nuevo mantra de la sostenibilidad implica buscar plantas nativas o aclimatadas. En el caso de la mayor parte de España, eso significa especies tolerantes a la sequía y poco exigentes en riego; en el interior de la Península, capaces, además, de soportar la gran amplitud térmica entre unos fríos inviernos y unos veranos muy calientes, y en las costas, tolerantes con la sal del aire marino; en el norte atlántico, las que requieren humedad ambiental y temperaturas suaves. Es otra forma de respetar la Naturaleza. Pide en tu centro de jardinería que te recomienden las especies más adecuadas para tu zona. Si, además, son de bajo mantenimiento, todo será mucho más sencillo. El concepto es: Fácil de cultivar y disfrutar. Te recomendamos leer Un jardín de xerófitas, un jardín sostenible y El jardin mediterráneo, sabiduría de vida.

 

4. Orgánico vs. sintético

Mandan lo orgánico y natural sobre lo sintético y artificial. En jardinería esto significa preferir los productos para el cultivo menos agresivos con el entorno natural y la fauna beneficiosa: abonos de origen orgánico y fitosanitarios aptos para agricultura ecológica, cuya gama amplían año a año los fabricantes atentos a esta nueva conciencia eco. Respetar los ciclos biológicos, devolver a la tierra por vía del compostaje las siegas del césped, hojas secas y residuos vegetales de la cocina, dar cabida a la biodiversidad, forman parte de esta nueva sensibilidad. Consulta en esta web Cultivar un huerto ecológico, ¿Qué son los fitosanitarios ecológicos?, Fabricar compost en casa, Abonos orgánicos: el reciclaje de la vida y Abonos orgánicos para revitalizar los suelos.

 

5. La fauna beneficiosa, al servicio de tus plantas

Ver columna de la derecha.

 

6. Dentro de casa, plantas que purifican el aire

La mayoría de las plantas de interior —como las drácenas de la foto de arriba— no solo te ayudan a llenar de verde los ambientes de tu casa o tu oficina; funcionan en los espacios cerrados como verdaderas centrales depuradoras del aire viciado, auténticos filtros y sumideros de una serie de sustancias químicas que emanan de objetos comunes y cotidianos, tales como muebles, textiles, pinturas y barnices, materiales sintéticos, productos de limpieza y aseo, equipos electrónicos... Son una necesidad antes que un lujo. Si quieres saber más, consulta Plantas purificadoras: aire limpio dentro de casa. Hoy, los tiestos con autorriego facilitan su cultivo y cuidados, además de ser piezas decorativas de primer orden.

 

7. Coleccionar crasas y cactus: ¿quién puede resistirse?

Dentro de casa o en la terraza, las crasas y cactus se han convertido en verdaderas piezas ornamentales gracias a sus formas escultóricas y al papel que juegan sus colecciones en tiestos tanto mini como maxi. Su variedad es extraordinaria, ya sea en tamaño, formas o colores. Las crasas, sobre todo, y muchos cactus mini no necesitan mucha tierra y les gusta vivir apretados, de modo que se pueden cultivar en recipientes planos y pequeños. Son plantas fáciles de cuidar, a condición de que no se las riegue en exceso, el mayor error que se suele cometer con ellas. El sustrato debe ser poroso y pobre para asegurarles un perfecto drenaje y aireación. Una curiosidad: al contrario de la inmensa mayoría de las plantas, las suculentas absorben el dióxido de carbono durante la noche. Más información en La creatividad de las crasas y Cactus: a falta de agua, mucha belleza.

 

Ver 2ª parte.


Las drácenas que aparecen en esta foto forman parte de las plantas de interior capaces de purificar el aire de los espacios cerrados, además de llenarlos de vida y color. Copyright: Oficina Holandesa de Flores

¡Los jardines verticales se instalan en casa!

¡Los jardines verticales se instalan en casa!

Desde que Patrick Blanc inventó los jardines verticales para integrar la naturaleza en los muros de las ciudades, este tipo de ajardinamiento no ha hecho sino multiplicar su presencia. Su nuevo ámbito de aplicación son las casas, incluso en ambientes interiores, y ya no solo con plantas ornamentales sino también con algunas hortalizas que necesitan poca tierra, como las verduras de hoja, aromáticas y fresas (en la foto). Para ello se han perfeccionado los soportes y los sistemas de riego, cada vez más fáciles de instalar y seguros. Ajardinar en vertical, especialmente cuando se cuenta con una terraza pequeña o un balcón, es una forma muy decorativa de rodearse de verde sin recortar el espacio de movimiento.
Foto: Digebis

La fauna beneficiosa, al servicio de tus plantas

La fauna beneficiosa, al servicio de tus plantas

La última edición del Chelsea Flower Show, en Londres, no hizo más que consagrar los hoteles para insectos, una práctica sostenible que busca aprovechar el control biológico de las plagas en jardines y huertos. Son estructuras sencillas, construidas con maderas agujereadas, trocitos de ramas, piñas, rollos de papel... que sirven de cobijo a las mariquitas (Coccinella septempunctata), crisopas (Crhysopa perla) y avispas silvestres, entre otros animales que se alimentan de la mosca blanca, pulgones y ácaros que afectan a las plantas. Los encontrarás en tu centro de jardinería.
La diversidad floral te ayudará, además, a atraer a los insectos polinizadores, que cumplen una función esencial en el huerto. Pero hay mucha más fauna útil que puedes atraer a tu jardín: pájaros, mediante comederos y casitas de anidar, ranas, gracias a un estanque, incluso erizos y lagartijas... Lee en esta web Los animales más útiles del jardín.
Foto: Neudorff

Reportaje completo

nº 71 >>
página 6

verdeesvida nº 71