Registrate gratis para ver la revista

Ficha de Plantas

Árboles y palmeras

Coníferas

Arbustos y trepadoras

Plantas de flor

Plantas de interior

Frutales y huerto

Cactus y crasas

Gramíneas

Acuáticas

Solo en el medio natural

Duración de las flores: 1-3 meses

Hoja perenne

Temperatura media

Un sitio luminoso, fuera del sol directo

Sustrato para orquídeas

Riego moderado

23.871 HÍBRIDOS REGISTRADOS

A finales de diciembre de 2013, la American Orchid Society daba este dato en su página web: 23.871 híbridos de Paphiopedilum, según el International Orchids Register. Después de las Phalaenopsis, con 31.382 híbridos, es el segundo género de orquídeas en número de hibridaciones.
Las Paphiopedilum son nativas de las zonas tropicales de la India, el Sudeste asiático, Malasia, Indonesia, Filipinas, Papúa-Nueva Guinea y las islas del Pacífico. La Paphiopedilum victoria-regina que aparece arriba es, por ejemplo, un endemismo de la jungla del oeste de Sumatra.
En su estado natural, estas orquídeas sufren una seria amenaza de extinción a causa de la destrucción de su hábitat y las recolecciones sin control. En los últimos años se han seguido descubriendo nuevas especies.

Reportaje completo

nº 72 >>
página 41

verdeesvida nº 72

PLANTAS DE INTERIOR

Paphiopedilum spp.

Orquídea ‘Zapatilla de Venus’

Descripción

Paphiopedilum es el nombre de un género de orquídeas terrestres que se caracterizan por su labelo (el gran pétalo inferior) en forma de zapatilla (pedilum) o bolsa, y un sépalo dorsal muy destacado por su tamaño y cromatismo. Por su belleza, esta zapatilla solo podía atribuirse a la diosa Venus (Paphia o Paphos alude a su lugar de nacimiento en la isla de Chipre). El género es muy extenso: abarca casi 80 especies, además de numerosísimos híbridos, tanto naturales como obtenidos en vivero, lo que multiplica exponencialmente las asombrosas combinaciones de tonos y dibujos de estas flores. Las que se venden en los centros de jardinería son de fácil cultivo.

 

Hojas

Las plantas miden entre 30 y 80 centímetros de altura. Carecen de pseudobulbos. Sus raíces son gruesas y poco profundas, y los brotes, vigorosas rosetas formadas por hojas alargadas, coriáceas, de color verde liso o moteado. Cada brote solo da flor una vez.

 

Flores

Las flores surgen al cabo de un fino escapo erecto y en general son solitarias. Los pétalos laterales lucen como alas torsionadas en mayor o menos grado; pueden ser cortos o largos, y exhibir pelos (como en la Paphiopedilum victoria-regina de la foto) y/o verrugas oscuras. Junto con el labelo y el sépalo dorsal componen extravagantes flores, en las que los colores —del burdeos a los rosados pasando por los amarillos, blancos y verdes—, listas y punteados juegan un importante papel. Algunas florecen dos veces al año. La floración dura entre uno y tres meses.

 

Cultivo y cuidados

En general viven bien con poca luz: lo ideal es colocarlas junto a una ventana orientada al este; una orientación sur es aceptable siempre que la luz les llegue tamizada para evitar que se quemen las hojas. Los híbridos y las Phapiopedilum de hojas moteadas toleran una mayor luminosidad y exigen una temperatura de 21-26º durante el día y 13-18º por la noche; son las más indicadas para cultivar dentro de casa. Las de clima frío requieren 18,5-21º durante el día y 12-17,5º por la noche. Riégalas siempre por la mañana con agua de lluvia o destilada; hazlo por inmersión y solo cuando el sustrato esté casi seco. Deja que el tiesto drene bien; el encharcamiento les resulta letal. Dales abono especial para orquídeas cada vez que las riegues. Pulveriza el follaje cuando la temperatura supere los 22º.

 

Más información:

Cómo cuidar las orquídeas, Verde es Vida nº66, página 46 (ver en la web).

 

Foto: CSKK