Registrate gratis para ver la revista

Ficha de Plantas

Árboles y palmeras

Coníferas

Arbustos y trepadoras

Plantas de flor

Plantas de interior

Frutales y huerto

Cactus y crasas

Gramíneas

Acuáticas

Bayas rojas en otoño, tóxicas

Flor: primavera

Hoja caduca

Temperatura media

Semisombra o sol

Suelo fértil, fresco, bien drenado

Riegos frecuentes en verano

SE APROVECHA HASTA LA CORTEZA

Este arbusto es también muy apreciado fuera de la jardinería, ya que atesora muchas propiedades medicinales. Su corteza contiene sustancias antiespasmódicas y diuréticas y para la relajación muscular. Sus raíces se utilizan como sedante. Y el agua destilada de sus flores también se ha usado como diurético.
Sin embargo, hay que tener mucho cuidado con él, ya que sus frutos son altamente tóxicos, incluso para los pájaros. Aun así, las bayas se emplean en el norte de Europa para preparar salsas o bebidas por destilación.

Reportaje completo

nº 54 >>
página 34

verdeesvida nº 54

ARBUSTOS Y TREPADORAS

Viburnum opulus

Bola de nieve, Sauquillo

Descripción

El género Viburnum engloba unos 150 árboles y arbustos caducifolios o perennes, de bellas flores y bayas otoñales, normalmente muy resistentes y adaptables. Pariente del durillo (Viburnum tinus), el sauquillo o bola de nieve es un arbusto de hoja caduca que puede alcanzar los cuatro metros de altura. Habita en gran parte de Europa y en el oeste y norte de Asia; en Andalucía está protegido por ser una especie en extinción.

 

Hojas

Su frondoso follaje está formado por hojas palmeadas de color verde brillante y finamente vellosas por el envés. En otoño, antes de caer, adquieren un tinte rojizo claro, luego purpúreo y al final amarronado.

 

Flores y bayas

Florece espectacularmente en primavera en forma de grandes racimos esféricos o planos de flores blancas perfumadas, de ahí el nombre bola de nieve. Dan paso a bayas de unos 8 milímetros de diámetro, de un color rojo brillante, en otoño o invierno.

 

Cultivo

Es una especie bastante rústica y poco exigente. Aunque le gusta el sol, el de mediodía puede causarle daño, así que lo mejor es un sitio en semisombra y a reparo del viento. Se adapta bien a cualquier tipo de suelo, pero mejor si es profundo, fértil y no demasiado seco, aunque bien drenado para evitar encharcamientos. Debe plantarse o trasplantarse en otoño, cuando está en periodo de reposo.

 

Cuidados

En verano, especialmente en las zonas secas, debe regarse a menudo para evitar que sus raíces se sequen del todo. Un acolchado con cortezas le ayudará a mantener la humedad. Conviene aplicar abono orgánico en su base en primavera y otoño.

 

De interés

Se cultiva como ejemplar aislado en el jardín o un tiesto, y en grupo, en decorativos setos.

 

Foto: Andrew Fogg