Anterior
septiembre
Siguiente

Recuperar las plantas que han sufrido durante las vacaciones y preparar el jardín y la terraza de cara al otoño son los dos cometidos principales de este mes bisagra, que abre paso a otra estación deslumbrante.

tareas generales del mes

✓ Abonar. Extenuados por el verano, el jardín en general, los setos, el césped, las plantas de la terraza y el huerto necesitan recibir abono orgánico que les aporte nuevos nutrientes para afrontar la próxima estación.

 

✓ Plantar. Pásate por tu centro de jardinería y escoge las flores de temporada que llenarán de color tus macetas y arriates. También es buen momento para plantar arbustos perennifolios —madroños, adelfas, laureles, olivos— y coníferas en contenedor, ya sea en solitario o en setos; excava los hoyos y deja que permanezcan abiertos unos 15 días antes de plantar. Ver Plantación de árboles y arbustos.

 

✓ Preparar los parterres. Antes de llevar tus plantas de temporada a los arriates del jardín y los tiestos, o sembrar o plantar en el huerto, prepara la tierra limpiándola de malas hierbas y plantas ornamentales u hortalizas agotadas; desmenuza los terrones, remuévela y revuelve el sustrato con abono orgánico en un abonado de fondo.

 

En todos los números de verano de Verde es Vida encontrarás información y fotos sobre las tareas de septiembre.

Plantas
del mes

Sedum


Pennisetum villosum


Podranea ricasoliana


Árboles, arbustos y trepadoras

Los rosales vuelven a florecer

Muchos rosales brindan una segunda floración desde septiembre al final del otoño. Riégalos de forma regular si no llueve y dales estiércol bien descompuesto, su abono orgánico favorito. No te descuides con el oídio, la roya y los pulgones, y elimina las flores marchitas y los chupones.

 

Podar los setos

Los setos de coníferas y de otras perennifolias necesitan un recorte ahora, antes de que las temperaturas se vuelvan más frías. Haz lo mismo con los arbustos topiarios. Si se trata de una especie bayífera, respeta al máximo los pequeños frutos. Aprovecha para eliminar las ramas más viejas y dañadas. Apórtales abono orgánico —mantillo, humus de lombriz, estiércol— y riégalos bien.

 

Plantar setos

Si quieres un seto, la segunda quincena de septiembre es buen momento para plantarlos. Abre los hoyos con 15 días de anticipación.

 

Dividir matas, hacer esquejes

Septiembre es también un mes muy adecuado para multiplicar las plantas por división de matas —por ejemplo de agapanto y áster— o por esquejes —lavanda, weigela, tallos jóvenes de abelia, laurel, agracejo (Berberis)—, con la ventaja de que serán idénticas a las que tienes.

otras tareas

Frutos del bosque en sazón

Los arándanos, fresitas silvestres, frambuesas, las últimas moras... deben ser recogidos a mano. Hazlo de forma selectiva según la madurez del fruto, el color y el tamaño. Haz lo mismo con los higos. Debes extremar el cuidado en el caso de las frambuesas, que son muy delicadas. Para las uvas y grosellas utiliza tijeras de podar.

 

Hoyos de plantación con buen drenaje

Los hoyos de plantación para árboles, arbustos y trepadoras deben drenar bien para evitar la acumulación de agua a nivel de las raíces. Para asegurarte, vierte un cubo de agua en el hoyo y fíjate qué ocurre a lo largo de ocho horas. Si retiene agua, cambia de sitio o aplica una vía de drenaje hacia donde filtre bien.